Translate this page

enfrdeitptrues

Announcement

Mass will not be held on January 26, 2020.

No habrá Misa el 26 de Enero 2020.

1 de Agosto de 1997 (Maria)

1 de Agosto de 1997 (Maria)
Hija Mía,

 

Nuestros corazones están llenos de dicha por lo que haz emprendido.  Hay tan poca dicha ahora, hija Mía, por el peso de los pecados del mundo.

 

Buscamos a esas almas quienes de buena gana abandonan su voluntad a la de Mi Hijo.  El es la Dicha Pura traída a aquellos corazones quienes lo permiten entrar. 

 

Continúen perseverando en oración y Nosotros vamos a guiarlos y vamos a proteger lo que es de valor incalculable ---- sus propias almas.  Paz.

2 de Agosto de 1997 (Maria)

2 de Agosto de 1997 (Maria)

 

Mis queridos hijos,
               
Ustedes, hijos Míos, están viviendo en la época de las decisiones.  Muchos ya han oído Mi llamado para que se conviertan y han respondido entregando su voluntad a Jesús.  Solo viviendo en Su Divina Voluntad se puede obtener la paz en su mundo ya que ustedes solo procurarán lo que agrada a Mi Hijo----amarlo a El y a su prójimo.  Procuren ser humildes y en su humildad, Nosotros los colmaremos de gracia.  Paz, queridos Míos.

4 de Agosto de 1997

4 de Agosto de 1997
(Ref. Revelaciones - Cosecha) (Jesús)

 

Hijos Míos,

 

Vean a los campos de trigo moverse con el viento como olas del mar.  Ustedes, Mis hijos, son Mis campos de trigo preparándose para la Cosecha.  Ustedes se han encontrado con el viento, los obstáculos de la vida, armados con Mi amor.  Donde hay amor verdadero, hay paz - Mi paz.  Vengan, hijos Míos ---- Yo, el Amo de la Cosecha, los llama por su nombre.  La Cosecha comienza.

3 de Agosto de 1997 (Maria)

3de Agosto de 1997 (Maria)

 

Mis queridos pequeños,

 

Paz, pequeños Míos, ---Les traemos Nuestra paz.  Sepan, hijos Míos, que Nosotros satisfaceremos sus necesidades y les daremos la gracia para sostenerlos cuando sus pruebas comiencen.  La única esperanza para su mundo es Jesús y muchos se han alejado de El buscando solo aquello que les trae comodidades y placeres.  A ustedes se les ha dado Nuestros mensajes como medio de traer esperanza a las almas cuya fe se ha disipado o se ha hecho tibia.  Les gustaría creer pero porque no pueden ver, no creen.  Benditos aquellos que creen y no han visto.  Usen los dones que les han sido dados para traer almas a la fuente del amor de Mi Hijo donde se refrescarán.

 

Permitan que Su luz alumbre brillantemente para que todos puedan verlo a El en ustedes.  Ustedes son los soldados que Yo envió a la batalla armados con Mi rosario y escapulario.  Con estas armas, muchas almas se van a salvar del fuego y la condenación eterna. 

 

Preciosos Míos, si ustedes pudieran ver lo que viene, ustedes ya no desperdiciarían más tiempo.  Vivan los Evangelios.  ESCUCHEN LA URGENCIA DE MI LLAMADO. Paz.

5 de Agosto de 1997 (Maria)

5 de Agosto de 1997 (Maria)
Mis queridos pequeños,

 

Les traigo paz y Mis bendiciones de amor Maternal.  Hijos Míos, no disminuyan su entusiasmo para amar y servir a Mi Hijo.  El está de pie entre ustedes ordenando a Sus ángeles que los guarden y los  protejan durante estos tiempos difíciles y en los tiempos aun más difíciles que vienen. 

 

¡AHORA ES EL TIEMPO DE MISERICORDIA!  No estén ociosos, pequeños Míos.  Tantas almas están en peligro de perderse.  Sus oraciones deben elevarse continuamente al Cielo procurando la misericordia de Jesús.  Preparen ---- preparen sus almas como han sido instruidos.  Se hace tarde, hijos Míos. Vean Nuestros dos corazones unidos en uno donde ustedes encontrarán refugio.